Nuestro proceso es 100% artesanal, ya que desde la maduración de los agaves, su cocción a vapor, la obtención de sus jugos (mosto), fermentación, y destilación; está cuidado de la mano de nuestros expertos tequileros, los cuales han cuidado su proceso durante décadas.

El sabor de Sweet Poison te transportará hacia momentos únicos, repletos de recuerdos para toda la vida.

Se dice que de la primera botella encontrada se extraen micropartículas de líquido, las cuales se añaden antes de ser envasado, propiciando que este mágico elixir siga vivo y presente hasta nuestros días.